04
Feb
09

cardiopatía congenita

Hoy me he llevado una gran alegría al ver a Luciano en la oficina.  Llevaba más de 20 días de vacaciones obligatorias:  a su hija de 2 años (Airi)  le detectaron por casualidad una cardiopatía congénita y la operaron de urgencias .   Para aquellos que no saben de que se trata, básicamente consiste en que el corazon ha cambiado el orden de bombear la sangre. Las venas pulmonares no van a los pulmones sino al cuerpo y la del cuerpo va a los pulmones (es decir, el corazón está al revés) 

Si esto no se corrige,  lo primero es que su cuerpo no oxigena bien .  Segundo es que uno de los lados de su corazón se va volviendo vago y desemboca en infartos continuados hasta su muerte. Si no se arregla el problema su esperanza de vida no superaba los 15 años como un máximo exagerado.  

Imáginate con qué cara recibes tu, como padre, semejante noticia.  No puedo ni imaginarme lo que ha tenido que sufrir y llorar… 

Bueno. Pues todo ha terminado muy bien. Ya la han operado y ha salido incluso mejor que lo esperado. La cria a los 3 días ha salido de la UVI y tras 22 días de su operación está absolutamente recuperada, haciendo una vida normal y sin medicamentos.  Me ha estado contando todo detalladamente y parece mentira cómo han resuelto semejante problema con la misma facilidad que un mecánico revisa la ‘junta de la tócola’ o cambia los manguitos del limpia…

Es curioso, pero tu vida puede pegar unos saltos increibles en cuestión de minutos y días… 

 Tu vida transcurre normal y disfrutas de tus hijos  teniendo la absoluta confianza que teniendo TU el cuidado necesario… nada malo les ocurrirá…    sin pararte a pensar que sin TU poder evitarlo, toda tu vida puede caer en el mas profundo de los abismos.

Después, pasado el tiempo, piensas, meditas, reaccionas y buscas salir de ese agujero. Pasas un tiempo viviendo con ello como puedes… aguantándote las ganas de llorar cuando ves la carita de tu hijo ajeno a todo el problema que hay….

de repente, alguien te da una solucion… un clavo ardiendo .. y tu te aferras a él con todas tus ganas, con toda tu fe… con todo tu amor para tus hijos.

y de nuevo otra noticia: TODO HA PASADO, ha salido bien la operacion…  y tu vida vuelve a dar un giro de 180 grados. Todo parece mejor, sabe mejor, huele mejor…  en poco, poquísimo tiempo eliminas de tu mente lo sucedido.  Borras el dolor y la angustia pasada y solo miras hacia adelante entendiendo la vida de otra manera, dádole importancia a cosas que antes pasaban totalmente desapercibidas para ti… y restando importancia a otras que evidenciabas continuamente antes.

Es curioso…     Hoy me he llevado una gran alegría al ver a Luciano en la oficina.

Anuncios

0 Responses to “cardiopatía congenita”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Archivos

Estadísticas del blog

  • 120,252 hits

A %d blogueros les gusta esto: