Posts Tagged ‘personal

12
Sep
14

todos los años me ocurre lo mismo por estas fechas…

todos los años me ocurre lo mismo por estas fechas…
Llega el fin del verano y la visita de mis padres a Tenerife concluye.  Ellos regresan a Madrid. Allí viven y tienen su vida estructurada desde hace ya 50 años.
Los coros de mi padre… las clases de mi madre. Sus paseos con Coco, su mascota y compañero fiel, …. su casa, sus problemas del día a día…  Las revisiones médicas,  la restauración de su casa..

Nosotros volvemos a nuestra rutina diaria de vida desenfrenada. Llega Septiembre y la vida te engulle de nuevo en una vorágine de cosas por hacer: limpieza de la casa, plancha, colegios, hacer comidas y cenas, sacar a los perros, los entrenamientos, los partidos de sábados y domingos, la oficina, la clínica,… el levantarte a las 6.30 para regresar a la cama a las 12 de la noche…
El no tener tiempo, ni para uno mismo ni para nadie…

Comienzan los shows, el montar rutinas nuevas, y fabricar cajas nuevas. Ensayos metidos a calzador en el fin de semana…
Otra vez volvemos al frenesí de no poder disfrutar de los críos ya que no hay tiempo libre… El ir incrementando tu mal humor por estrés…
y sobretodo… el sentir una pena interior inmensa por tener que sepárate de tus padres hasta el próximo Julio que regresan a la isla. Un pena que te estruja el pecho y no te deja respirar.
todos los años me ocurre lo mismo por estas fechas…

Anuncios
15
Oct
13

Las 18 reglas que dictó una madre al regalarle un móvil a su hijo de 13 años

¿Qué chaval de hoy en día, llegada una cierta edad, no ha implorado, suplicado y rogado que le compren un teléfono móvil? Ridículas parecen actualmente las inquietudes de los padres por comprar a sus hijos aquellos primeros Nokia que apenas podían enviar mensajes de texto y realizar o recibir llamadas. Ahora, cuando le compramos a un niño un teléfono móvil le estamos otorgando una ventana que da acceso a todo el mundo de internet.

Bien lo sabe Janell Hoffman, la madre de Greg Hoffman. El niño, de 13 años, llevaba un año suspirando por un teléfono móvil. Rogaba, imploraba, suplicaba y nada obtenía. Hasta que, con motivo de las últimas Navidades, recibió su deseado iPhone.

Sin embargo, el aparato no venía solo, sino acompañado de un contrato redactado por su madre: “¡Feliz Navidad! Ahora eres el orgulloso propietario de un iPhone. Eres un chico bueno y responsable de 13 años y te mereces este regalo. Pero con la aceptación de este presente vienen algunas reglas y regulaciones”. La madre incluyó un contrato con 18 reglas a seguir si el chaval quería conservar su valioso móvil. Estas son las normas dictadas por la progenitora:

1. Es mi teléfono. Yo pagué por él. Yo te lo presto a ti. ¿No soy la mejor?

2. Yo siempre conoceré la contraseña.

3. Si suena, cógelo. Es un teléfono. Di “hola”, haz gala de tus modales. Jamás ignores una llamada si en la pantalla se lee “Mamá” o “Papá”. Jamás.

4. Le darás el teléfono a uno de tus progenitores de inmediato a las 19h30 cada día de colegio y a las 21h el fin de semana. Estará apagado toda la noche y se volverá a encender a las 7h30. Si no harías una llamada al teléfono fijo de alguien, donde sus padres pueden contestar, tampoco llames o envíes mensajes con el móvil. Escuchas esos instintos y respeta a las otras familias como nos gusta que nos respeten a nosotros.

5. No irás al colegio con él. Conversa en persona con la gente a la que envías mensajes. *Los días de media jornada, las excursiones y las actividades extraescolares requerirán consideraciones especiales.

6. Si se cae en el baño, se golpea contra el suelo o se esfuma en el aire, eres el responsable de los costes de sustitución o reparación. Corta el césped, haz de canguro, ahorra dinero de tu cumpleaños. Si ocurre, tendrás que estar preparado.

7. No uses la tecnología para mentir, hacer tonterías o engañar a otro ser humano. No te involucres en conversaciones que sean dañinas para los demás. Sé un buen amigo.

8. No envíes mensajes, correos electrónicos o digas nada a través de este medio que no dirías en persona.

9. No envíes mensajes, correos electrónicos o digas a alguien algo que no le dirías en voz alta y en presencia de sus padres. Autocensúrate.

10. Nada de porno. Busca en la web información que compartirías abiertamente conmigo. Si tienes alguna duda sobre algo, pregunta a una persona. Preferiblemente, a tu padre o a mí.

11. Apágalo, siléncialo, déjalo a un lado en público. Especialmente en restaurantes, en el cine o mientras hablas con otro ser humano. No eres una persona maleducada, no dejes que el iPhone cambie eso.

12. No envíes ni recibas imágenes de tus partes íntimas o de las partes íntimas de cualquier otra persona. No te rías. Algún día estarás tentado de hacerlo, a pesar de tu gran inteligencia. Es arriesgado y puede arruinar tu vida adolescente/joven/adulta. Es siempre una mala idea. El ciberespacio es vasto y más poderoso que tú. Y es difícil hacer que algo de esa magnitud desaparezca, incluyendo una mala reputación.

13. No hagas tropecientas fotos o vídeos. No hay necesidad de documentarlo todo. Vive tus experiencias. Quedarán registradas en tu memoria toda la eternidad.

14. Deja tu móvil en casa a veces y siéntete protegido y seguro de esa decisión. No está vivo ni es ninguna extensión de tu cuerpo. Aprende a vivir sin él. Sé mejor y más poderoso que FOMO [en inglés, siglas de “fear of missing out”, el miedo a perderse algo que está ocurriendo, a no estar siempre conectado].

15. Bájate música que sea nueva o clásica o diferente de la que millones de tus semejantes escuchan, que es siempre lo mismo. Tu generación tiene un acceso a la música mayor que cualquier otra en la historia. Aprovéchate de ese regalo. Expande tus horizontes.

16. Practica juegos de palabras, puzzles o rompecabezas de vez en cuando.

17. Mantén tus ojos arriba. Observa el mundo que sucede a tu alrededor. Mira por la ventana. Escucha a los pájaros. Date un paseo. Habla con un desconocido. Pregúntate sin buscar en google.

18. Te harás un lío. Te quitaré el teléfono. Nos sentaremos y hablaremos sobre ello. Volveremos a empezar. Tú y yo siempre estamos aprendiendo. Estoy en tu equipo. Estamos juntos en esto.

Tras estas 18 directrices, la carta termina con el despido de la madre: “Espero que puedas aceptar estos términos. Muchas de las lecciones aquí recogidas no se aplican sólo al iPhone, sino a la vida. Estás creciendo en un mundo que cambia rápido. Es apasionante y tentador. Haz las cosas sencillas. Confía en tu poderosa mente y en tu gran corazón por encima de cualquier máquina. Te quiero. Espero que disfrutes de tu nuevo y espectacular iPhone.

fuente: http://blogs.elconfidencial.com

27
Mar
12

un par de frases interesantes…

Sobran las palabras…

19
Mar
12

Nueva Pagina en mi vida

Pues si.. hace justo dos años me quede en paro.. Aquello fue, como para todo el mundo que le toca… esta claro… uuno de los peores palos que me han dado en mi vida..

Todo tambaleó y peligró… La estabilidad d mi familia, las comodidades adquiridas, la solvencia economica, las salidas, las cenas o las comidas con amigos, los momentos de ocio con mis hijos… absolutamente todo.

Tuvimos que aprender a cerrar el grifo cuando no era necesario tenerlo abierto, a disfrutar con la familia sin la necesidad de gastar dinero o de asistir a un cine o local para disfrutar de las cosas… aprendimos tambiena aque no necesitamos tantos ‘bienes materiales’ y por allo vendi un monton de cosas que realmente ahora no podia seguir manteniendo  o financiando..  En aquellos momentos dolio mucho todo ello y el miedo al ¡que pasara mañana? era constante y aumentaba en forma de ansiedad en las horas de la noche.. cuando ya no habia nada externo que mantuviese tu mente distraida y ocupada..

Hoy, gracias a Dios, tras esta leccion que nos ha dado la vida … nos encontramos mas fuertes que nunca en nuestra familia. Hemos aprendido a pasear, a hablar, a disfrutar de una bolita de helado compartida con muchas risas… a amarnos mas como pareja y a tener que respetarnos aun mas para no perder los papeles en el matrimonio por causas economicas…

Dos años pateando las empresas presentando curriculum… dos años angustiados con el futuro inmediato… dos años haciendo maravillas  para poder pagar la casa, el cole, la comida, las facturas…Dos años buscandome la vida …  Dos años ya…

Y todo este esfuerzo ha tenido la mejor recompensa de todas… hace una semana encontre trabajo llevando la direccion/gerencia de una prestigiosa clinica dental en La Laguna …  y las perspectivas de continuidad son estupendas. Justo en el ultimo mes de cobrar el paro. Justo en el ultimo momento en el que ya no presentaba curriculum sino que suplicaba un trabajo de cualquier cosa. justo en ese momento!!!  :)

Gracias a esta gran leccion que nos ha dado la vida no volveremos a cometer los mismos errores… pero .. por fin .. llevo una semana durmiendo a pierna suelta!

 

08
Abr
10

El fracaso no existe, solo existen los errores.

El fracaso no existe… existen los errores.   Y de los errores se aprende! 

El mundo en el que se vive, o el entorno, se lo da cada persona, los hechos son los que hablan, bien o mal, siempre lo bueno o lo malo con el tiempo, se recompensa.

Lo primero de todo es que  debo pensar en mi, no buscando depender de nadie, saber que si lo quiero hacer lo hago.
Lo segundo es pararme y dejar de mirarme mi propio ombligo y descubrir a aquellas personas que estan ahí.. conmigo.. ofreciendome una sonrisa, un apoyo, un abrazo o simplemente una cerveza y conversacion…

Si,… la vida no es fácil ….pero hay detalles, miradas,  palabras, sonrisas, un hola, un adiós,… todo cuesta….  pero a veces uno se lo hace mas complicado. tal vez yo peco de ser una persona rencorosa, una persona, que todo lo vive y todo lo siente, una persona que llora.

Una persona común como tu y como yo, la diferencia es que yo le he encontrado sentido a la vida en vez de buscar mi mal prefiero encontrar mi bien, porque tu tienes la llave de tu felicidad y porque hay una vida que vivir.

Gracias a la vida soy la persona que soy, y le agradezco a los que mas me han hecho daño y a mis errores , por que ahora me han hecho mas fuerte.

18
Mar
10

no me jodas!!

esa precisamente fue mi frase  y esta debe de ser mi cara  desde el pasado Jueves.. y aun no me he recuperado….

Desde el pasado Jueves me comunicaron que cambiaba de empresa … me comentaron que es una empresa en plena expansion y que en su plantilla hay unos 4 millones y medio …

coño.. para estar en crisis .. lo veo cojonudo! (pensé yo…)

tambien me counicaron que iba a tener un contrato fijo de entrada por un periodo de obra de dos años!  …  Claro!!! imaginate tu…. yo a estas alturas estaba empezando a mosquearme….  y efectivamente.. me dijeron el nombre de la empresa: INEM

NO ME JODAS!!!  dije yo…. y desde entonces.. no estoy ni por la labor de escribir.. ni de hacer magia.. ni de practicamente nada… 

aun no tengo decidido realmente que voy a hacer.. pero creo que buscare trabajo durante un mes (por si suena la flauta…)  .. aprovechare para buscar mas bolos de magia ….  publicarnos a tope para sacra mas cosas de la BBC (ya sabes… Bodas Banquetes y Comuniones)…..     y dentro de un mes.. empezare a prepararme unas oposiciones que creo salen el Septiembre – octubre… noviembre…

NO  ME JODAS!!!!  :(

03
Feb
10

La vida nos trae momentos duros.

La vida es por regla general maravillosa, llena de espacios magnificos para nuestros recuerdos y para nuestro corazon… el amor de tu pareja, el nacimiento de tus hijos, la felicidad de la familia, … ymiles de momentos verdaderamente mágicos …        pero otras veces la vida se torna complicada, dura y en muchas ocasiones cruel.  Estos momentos son los menos que tenemos a lo largo de ella…. pero al ser tan dolorosos.. los recordamos mucho más que los felices. 

Hay veces que en la vida eres parabrisas… y otros en los que te toca ser mosquito….

La vida nos sorprende con momentos críticos, puntos de inflexión en los cuales nuestro futuro dependerá de las decisiones que tomemos. Aplicando conceptos matemáticos, la clave en la vida es darse cuenta que la derivada primera de una situación es igual a cero, y no solo eso sino que también hay que tomar las decisiones correctas para que esos puntos críticos sigan creciendo una vez pasada la meseta.     El problema es que en general estos momentos vienen cargados de una intensa carga emocional la cual nos hace perder la objetividad, haciendo más difícil detectar el camino correcto a seguir…

Es en esos momentos criticos cuando te das cuenta de la fugacidaz de la vida, de su brevedad, de su delicado equilibrio.   Es cuando nos damos cuenta que la vida es un maravilloso don que tenemos y que no lo aprovechamos de la manera correcta. …  

Nos pasamos el día trabajando, malhumorados por que no encuentro aparcamiento o por que tu pareja ha hecho o dicho una verdadera nimiedad en nuestras vidas y hemos sido tan tontos de cabrearnos todo el día por ello. Nos agobiamos con cosas que no necesitamos y que,encima, nos roban tiempo para hacer otras que si nos gratificarán.

darle besos a los hijos, hablar con los amigos, llamar a nuestros padres que estan lejos, disfrutar de un simple paseo con tu pareja, reirte junto a un ser querido, disfrutar del trabajo, preparar un plato de cocina riendote con alguien y disfrutarlo despues con una conversacion estupenda, buscar un hueco en tu vida  para ver a aque amigo que ya casi no ves.. …   estamos en el mundo para disfrutar cada instante con plenitud…

Alguna vez nos hemos preguntado cómo reaccionaríamos ante la situación en que nos dicen que un familiar cercano tiene cáncer. Muchas veces nos imaginamos junto a la cama sosteniendo una mano. Y la mayoría de las veces, a causa del miedo que el cáncer nos provoca, dejamos de pensar en ello…

La reacción natural ante una situación así es preocuparse por el prójimo. Estar ahí para asegurarse de que no le falte nada, preguntarle si se encuentra bien y cómo lo lleva. Introducirse más y más en el tema. Pero nadie piensa que la persona que sufre de la enfermedad está tan al tanto de ella que uno de sus mayores esfuerzos se centra en tratar de escapar de esas conversaciones. Lo último que quiere una persona con cáncer es que le hagan recordar que tiene cáncer. Necesita que las personas dejen de actuar como si fuera distinta a quien era antes de que el doctor le diera su diagnóstico.

Por eso es necesario que quienes tengan buenos sentimientos por esa persona sepan que aún está viva, que aún tiene una vida por vivir y que deben ayudarla a vivirla lo mejor posible. Lo mejor que puede hacerse es no dejarse vencer por el miedo a la enfermedad. No dejar que el cáncer invada el resto de la vida. Quitarle importancia sin ser irresponsables o descuidados. Tratar a la persona como antes, porque aún está viva. Aún tiene sentimientos, pasiones, hijos e hijas, aún le gusta cocinar, aún le encanta el buen vino.

Cada persona a la que se le diagnostica cáncer responde de forma única ante la noticia, así como ante el tratamiento. Es por eso que cada quien tiene diferentes necesidades en las diferentes etapas, necesidades casi imposibles de predecir. Lo único seguro es que el mayor apoyo que se puede dar es la honestidad y estar ahí siempre, con la fuerza, la voluntad y el coraje que la persona va a buscar. La dificultad reside en qué tipo de apoyo es el que se necesita en cada momento y cómo entregarlo y hacerlo visible para quien lo necesita pero muchas veces no sabe cómo pedirlo.

Psicólogos y otros especialistas en el tema dicen que todo depende de una comunicación abierta y fluida. Para aquellos que cuidan, lo más difícil es estar allí, brindando todo el apoyo posible a sabiendas de que en realidad no hay nada que ellos puedan hacer para cambiar la situación.

Las personas con cáncer siguen siendo personas con poder de decisión, con deseos y voluntades. De modo que se les debe preguntar qué es lo que quieren exactamente y cuándo lo quieren. Si no lo saben, espere un tiempo y vuelva a preguntar o déjele la impresión de que está allí para lo que necesite.

El miedo es la principal fuente de las inhibiciones cuando se trata de ayudar a una persona que sufre de una enfermedad seria. Estar cerca de alguien que se encuentra tan cerca de la muerte les hace da cuenta de su propia mortalidad, les hace confrontarla. Esto provoca un terror de tal magnitud que el solo pensar que alguien a quien se quiere puede morir nos hace imposible pensar a esta enfermedad como una enfermedad, como algo a lo que las personas pueden enfrentarse y ganar las batallas.

Existen aquellos que relacionan todo con el destino o que están seguros que es algo del demonio o algo así. También llegarán aquellos que insisten una y otra vez que se debe mantener una actitud positiva todo el tiempo, y que sólo con la actitud, el cáncer simplemente desaparecerá. Y esto viene de la mano con una creencia acusatoria e ignorante que dice que el cáncer fue provocado por una actitud pesimista por parte de la persona que lo sufre.

El cáncer, aunque no se le debe tener miedo, es una enfermedad que debe respetarse y respetar a quien la sufre. Es decir, no tratemos de estar siempre en una actitud falsamente positiva. Estamos allí para escuchar, para hacer compañía. Es cierto que es algo difícil estar allí, siendo testigo del sufrimiento ajeno, pero muchas veces es lo mejor que puede hacerse. Lo único que se necesita de nosotros. No importa la forma en la que estamos… Puede ser por llamadas telefónicas diarias, una conversación semanal de los partidos del fin de semana, o de las noticias internacionales. Una salida al cine o al parque. Las últimas noticias de las relaciones amorosas de conocidos…

Lo que sea, pero siempre tratando de transformarse en una puerta segura por donde el paciente sepa que puede salir del círculo que crea el cáncer…  y sobre todo .. momentos que sean unicos para la persona que lo sufre como para la que lo cuida…. Podemos sacar momentos felices y bellisimos aun en situciones muy duras…   solo tenemos que liberar nuestra mente y centrarnos en ello.




Archivos

Estadísticas del blog

  • 120,368 hits

A %d blogueros les gusta esto: